Saltar al contenido
decoracionvintage.com.es

Decorar un baño no tiene por qué ser una tarea difícil ni muy cara

Decorar un baño no tiene por qué ser una tarea difícil ni muy cara

Para muchos, el baño es uno de los espacios con mayor relevancia de su hogar. Más allá de un lugar para la higiene personal, con la decoración adecuada puede convertirse en un área destinada para el descanso y la relajación.

Decorar un baño no tiene por qué ser una tarea difícil y muy cara. Indistintamente sea grande o pequeño, con un poco de creatividad y buscando en los sitios adecuados se puede conseguir. Hay muebles y piezas para ambientar una sala de baño con mucho estilo y sin gastar mucho dinero.

Ten una buena iluminación

Opta siempre por luces blancas. Por lo general, se suele colocar una pieza principal empotrada o colgada en el centro del techo del baño. Esta, se apoya con otras luces focales o puntuales en espacios específicos para resaltar puntos de luz necesarios. Por ejemplo, en los espejos o paredes cercanas a la ducha.

Toma en cuenta usar bombillas que simulen la luz natural para la iluminación general. Las de luz neutra o luz fría como las LED son una excelente opción. Olvídate de las luces amarillas porque harán que el ambiente del baño sea muy tenue y triste.

Por su parte, las luces focales deben ser independientes del resto del sistema de iluminación del baño. Preferiblemente, deben quedar justo al lado del espejo o área donde las vayas a colocar.

No puedes pasar por alto la luz natural. Aunque la principal fuente de iluminación del baño provenga de una luz artificial, es recomendable contar con una entrada natural.

Te puede interesar:  Decoración living 2020

Muebles con o sin lavabo

En este punto, las opciones son diversas. Se pueden conseguir lavabos que vengan ya con el mueble incluido. Además, están disponibles en varios colores y tamaños. Puede ser un lavabo en forma rectangular tradicional o de forma cuadrada, ovalada o semicircular.

En la sección de muebles con lavabo Miroytengo puedes ver el abanico de posibilidades que tienes para decorar el baño. Verás modelos con varios cajones en los que se pueden organizar las toallas y demás accesorios propios de este espacio.

Estos muebles con puertas corredizas, de una sola puerta o de varios módulos, al igual que los anteriores, se presentan en colores blancos, crema, nordik o efecto madera y estampados. Siempre, elaborados en melamina de la más alta calidad.

Los muebles de baño con patas o suspendidos están muy de moda. Se adaptan a las tendencias de baños minimalistas y modernos de las principales ciudades de Europa.

Lo mejor es que no es necesario dirigirse a una tienda o caminar mucho para conseguir las mejores opciones. En páginas como miroytengo.es puedes encontrar diversidad de tamaños, colores y diseños modernos se ajustan al presupuesto que manejas.

Aprovecha las esquinas

Las esquinas son tus mejores aliadas en el momento de darle utilidad al baño. Sobre todo, si se trata de un espacio pequeño. Por ejemplo, si la ducha es tipo cabina, quedará perfecta en una esquina, maximizando el área.

Los estantes para guardar artículos de aseo personal también te pueden ayudar. De hecho, dependiendo de la longitud y la cantidad de tramos que tenga, se puede alternar entre área de almacenaje y otro para colocar una planta u objeto decorativo.

Te puede interesar:  10 consejos para un dormitorio pequeño y hermoso

Las cestas para la ropa sucia o para guardar las toallas pueden ir en las esquinas sin ocupar mucho espacio y llamar la atención.

Detalles decorativos

Todo está en los detalles. Muchas veces, un buen cuadro, un jarrón, un espejo o un ramo de flores puede marcar la diferencia y darle ese toque distintivo al baño.

Existen infinidad de tiendas donde se pueden encontrar piezas originales y poco comunes que te ayudarán a destacar. Las alternativas son infinitas: Puede ser desde un cuadro llamativo hasta una pieza decorativa que haga que tu cuarto de baño no solamente sea acogedor, sino también único.

Entre estos artículos para decorar no puede faltar la esquina de las velas aromáticas. Todo buen baño debe tener su esquina o estante para poner las velas, sales de baño y esencias. Estas son indispensables en el momento de crear tu ambiente relajante después de un largo día de trabajo.

Colores claros y cálidos

Hablar de decoración para un baño es hacer referencia a colores claros que den la sensación de calidez y relajación.

Las paredes preferiblemente deben ir en color blanco, crema o hueso. Estos son tonos que ayudan a aprovechar la iluminación y expandir la luz. No obstante, los tonos pasteles también se prestan para dar una excelente ambientación al baño.

Una idea que puede resultar atractiva es pintar tres de las cuatro paredes de un tono claro. La restante puede ser de un color llamativo que contraste al resto. En esta, destinar una pieza decorativa fuerte para terminar de darle el toque distintivo al espacio.