vajillas vintage

VAJILLAS VINTAGE

Las vajillas vintage son un accesorio, decorativo y funcional. Lo mejor de las vajillas es que aparte de su utilidad, con ellas podemos trasmitir una cantidad de emociones, ya que hacen parte del lenguaje que se maneja en un momento tan especial, como es el de la cena en familia.

Generalmente no tenemos una sola vajilla, sino varias que utilizamos de acuerdo a la ocasión; incluso es muy común coleccionar vajillas de segunda mano, ya que se encuentran verdaderas obras de arte en ellas. Pero para esto debemos tener también un buen mueble donde las podemos proteger y lucir.

Lo normal como mínimo es que tengamos dos vajillas, un juego de vajilla de diario y otra de porcelana o más fina para las ocasiones especiales; aunque la verdad es que siempre deberíamos darnos lo mejor a nosotros mismos, y hacer de cada día una ocasión especial.

Sin duda las más especiales son esas vajillas vintage, que hemos heredado de nuestros padres, tíos o abuelos y que están llenos de recuerdos o aparecen en las viejas fotos familiares y nos hacen contar historias.

Producto disponible en Amazon.es

    Producto disponible en Amazon.es

      Cómo poner las vajillas vintage en la mesa

      Las reglas tradicionales para colocar los platos de una vajilla correctamente en las mesas de comedor, dependen mucho del tipo de comida que vamos a servir, pero lo principal es:

      1. Colocar un plato llano o plano que es el plato de base,  y el cual se deja durante toda la cena sobre la mesa, y sobre éste se van poniendo y quitando los demás platos.
      2. Luego viene encima otro plato que depende de lo que vayamos a servir de entrada o de primero. Si vamos a servir por ejemplo una pasta o un pescado sería otro plato llano, si es una sopa o entrada caliente un plato hondo.
      3. Luego quitaríamos este plato, y colocaríamos sobre el mismo plato base el plato de postre.
      4. Los platos se deben ir poniendo y quitando y no dejar que se acumulen sobre la mesa en ningún momento.
      5. El plato del pan, debe ubicarse siempre en la parte superior izquierda del plato de base. Este es el único plato que no se pone encima del plato de base.

      Combinar vajillas vintage

      Aunque estás son las reglas tradicionales, siempre se puede improvisar y dar un toque personal.

      Los platos pueden pertenecer todos a la misma vajilla de estilo vintage o combinarlos, de hecho ésta es la tendencia y se ve muy bien.

      También podemos combinar dos vajillas vintage al colocar los platos de base de una vajilla  y los de más platos donde vamos sirviendo, de otra vajilla que hagan un lindo contraste.

      Encuentra más productos relacionados: